fallos

Homicidio culposo. Creación de un riesgo no permitido por parte del dueño de los perros que atacaron a una mujer

Local \ Buenos Aires \ Cámara de Apelación y Garantías de Mercedes
Fecha resolución: 28 - Abr - 2020

Los jueces de la Sala Segunda, Camilo Petitti y Humberto Valle, confirmaron la sentencia del juez en lo correccional que, tras la celebración del juicio oral y público, condenó como autor del delito de homicidio culposo al dueño de los perros que atacaron a la víctima, una mujer de avanzada edad. Los canes no estaban sujetos a condiciones de seguridad destinadas a impedir la posibilidad cierta de dicho acometimiento.

“La tenencia de uno o más perros implica por regla general cierto grado o nivel de riesgo. De tal manera, quien ejerce la custodia es titular de un deber jurídico de evitación, cuyo objeto descansa naturalmente en minimizar los riesgos aparejados por la situación. En consecuencia, la falta de medidas de seguridad específicas y dirigidas a evitar que los perros dañen a otros, equivale a la creación de un riesgo jurídicamente desaprobado. Luego, si este riesgo es el que en definitiva se concreta en el resultado (lesivo), el juicio de imputación al tipo objetivo queda completo.”

“Este razonamiento del Juez en lo Correccional no exhibe fisuras desde el punto de vista de la lógica jurídica. Los perros del imputado pudieron atacar a la víctima porque contaban con la posibilidad de acceder 'libremente' a la vía pública (estaban habitualmente en la calle dijeron múltiples testigos) debido a la ausencia de medidas de seguridad dirigidas a evitar los previsibles daños a terceros (transeúntes) que podían generarse a raíz de aquella situación. Tales medidas de resguardo le eran aún más exigibles a F. después del primer ataque sufrido por la víctima. Por todo esto, es correcta la apreciación del a quo al enumerar las medidas que el imputado tenía a su alcance para evitar la producción del resultado. Será útil recordar, con el objeto de ponerle un término a esta línea argumental, que '[no] es imputable en los delitos imprudentes el resultado producido por un comportamiento contrario al deber cuando, incluso con un comportamiento adecuado a éste, aquél se hubiera originado con una probabilidad rayana en la certeza' (cf. Jescheck, Hans H., "Tratado de derecho penal", Comares, Granada, 1993, pág. 260). Y lo innegable en nuestro caso es que la víctima no habría perdido su vida si el comportamiento del imputado se hubiera ajustado a los deberes que ingresaban en el ámbito de su competencia.”

"La acción del autor creó un peligro jurídicamente desaprobado para la producción del resultado. Esta conclusión hospeda en su interior el rechazo del planteo ensayado por la Defensa en torno a que la conducta de los animales fue 'de imposible previsión'. En efecto, afirmar la creación de un peligro jurídicamente desaprobado implica la asunción - como dato antecedente - de la posibilidad de su previsión. Ni el derecho en general, ni el derecho penal en particular desaprueban casos fortuitos. Basta este simple análisis para descartar esta crítica recursiva. No obstante, es conveniente poner de relieve las enseñanzas de Roxin en orden a que 'una conducta con la que no se pone en peligro de modo relevante un bien jurídico legalmente protegido, solo podrá acarrear por casualidad el resultado, por lo que éste no se puede provocar finalmente de ese modo'. Y agrega, 'en cuanto al punto de vista desde el que se enjuicia la cuestión de la creación del peligro, rige también la prognosis objetivo - posterior en la forma en que se ha impuesto en la teoría de la adecuación; es decir: todo depende de si un observador inteligente antes del hecho (ex ante) hubiera considerado que la correspondiente conducta es arriesgada o que aumenta el peligro' (cf. Roxin, Claus, "Derecho Penal. Parte General", Civitas, Madrid, 1997, pág. 367). Con abono en estas nociones teóricas, y volviendo a situarnos sobre la plataforma fáctica del caso en estudio, debo indicar que durante el proceso de toma de decisión el juez a quo no se vio en la necesidad de tener que componer el punto de vista de un observador externo hipotético sino que tuvo a su directa disposición las apreciaciones de los vecinos del imputado, quienes de modo coincidente consideraron que el comportamiento omisivo del imputado provocaba la creación de un riesgo prácticamente ininterrumpido."

Descargar archivo 1 : fallos48927.pdf
  COMENTAR