“Morales, Claudio Mariano s-excarcelación”

Nacional \ Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional
Fecha resolución: 17 - Jul - 2015

CNCCC., Sala II, en autos “Morales, Claudio Mariano s-excarcelación” (causa nº 25.968) rta.: 17-07-2015, difundido por el servicio de correo electrónico de la Secretaría de Jurisprudencia y Biblioteca de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional.

El fallo de la Sala II de la Cámara Nacional de Casación en lo Criminal y Correccional de la Capital Federal, en autos “Morales, Claudio Mariano s/excarcelación” (causa nº 25.968) rta.: 17/07/2015, donde los vocales María Laura Garrigós de Rébori, Daniel Morín y Carlos Mahíques, casan la resolución y conceden la excarcelación a Morales, debiendo el tribunal de origen imponer una caución que neutralice el riesgo y las pautas de conducta que entienda pertinentes (artículo 18 de la Constitución Nacional; artículos 316, 317, 319 y 456 inciso 1° del Código Procesal Penal de la Nación).

            Señaló en su voto Garrigós de Rébori que, a la hora de limitar la libertad ambulatoria de una persona durante la sustanciación del proceso y previo al dictado de la sentencia definitiva, las medidas de coerción deben evaluarse con mesura, ya que se trata de una limitación con estrictos fines procesales, de aplicación restrictiva, que no puede constituir una regla. Que la evaluación que se haga de la situación, debe estar despojada de consideraciones vinculadas con las características personales del sujeto y ceñirse exclusivamente a la verificación de los denominados riesgos procesales, pues, en definitiva, se trata de una limitación a la libertad de un inocente. Que debe corroborarse que en el caso exista “verosimilitud en el derecho invocado: extremo que se vincula con una imputación seria que se relacione con los instrumentos probatorios incorporados y una acción penal legalmente promovida; peligro en la demora: consistente en una suposición fundada de que en ausencia de su dictado el proceso corre un serio riesgo de no lograr sus fines; y que las cauciones estipuladas por el ordenamiento procesal fundadamente se presentan insuficientes para neutralizar los riesgos procesales aludidos”. Que en el caso que tratan, el tribunal oral no cumplió con los requisitos de fundamentación suficiente porque realizó una literal remisión de las pautas de los artículos 316 y 317 del C.P.P.N., sin evaluar el resto de las circunstancias del caso. Así detalló que Morales posee un domicilio constatado donde vive con su pareja; que al ser detenido se identificó correctamente; que no registra rebeldía en los restantes procesos en los que esta involucrado; que las actuaciones se encuentra en etapa de juicio por lo que no hay pruebas pendientes y que se encuentra detenido desde hace un año y dos meses, por lo que, ante el eventual cumplimiento efectivo de la condena en el caso de que exista un pronunciamiento de tales características, en función de la escala penal prevista para la conducta prima facie reprochada y la declaración de reincidencia dispuesta a su respecto, puede garantizarse su sujeción por una vía menos gravosa que resulte de suficiente rigurosidad para neutralizar el riesgo.

            Por su parte, Daniel Morín, a cuyo voto adhirió Carlos Mahíques, remitiéndose a lo indicado en el precedente  “Nievas” (causa n° 1.328/14, Reg. n° 13/2015, Sala II rta. 10/4/2015, que fuera enviado como Fallo de Interés nº 11/15) y resaltando el tiempo de detención que el imputado viene sufriendo, concurrió a la solución propuesta en el voto de Garrigós de Rébori. 

Descargar archivo 1 : fallos42005.pdf
  COMENTAR