Legalización del Cannabis en Uruguay: Priorizando la salud y seguridad públicas sobre el lucro privado

En 2016, Uruguay se convertirá en el primer país del mundo en introducir un mercado legalmente regulado a nivel nacional para la producción y suministro de cannabis para fines no médicos, y se propone dar un buen ejemplo. Los planes del gobierno son motivados por inquietudes sobre la seguridad y protección del público y, por ende, se proponen reducir la criminalidad y la violencia al despojar a grupos del crimen organizado del control sobre el mercado del cannabis. Los gestores de políticas no buscan iniciar una batalla campal, de modo que el mercado estará estrictamente regulado, con una participación muy limitada de empresas comerciales. Inicialmente, sólo dos empresas producirán el cannabis que se venderá a través de farmacias autorizadas a residentes registrados en Uruguay mayores de 18 años, y está prohibida toda forma de promoción y publicidad. También se contempla el cultivo doméstico y como parte de clubes sociales de cannabis sin fines de lucro, lo cual sirve igualmente para evitar los problemas asociados con un mercado comercializado. 
Descargar archivo 1 : doctrina46339.pdf
  COMENTAR