doctrina

La penalización de la pobreza

El  presente   trabajo  es  un  análisis  descriptivo  y  una reflexión  teórica  sobre  el  proceso  de  penalización  de  la
pobreza. Trato  de  sustentar  la  idea  de  que  existe  una  relación entre  pobreza  y  discriminación  por  parte  de  la  sociedad.  Esta discriminación  se  refleja  en  toda  la  estructura  social  desde las políticas públicas e incluso el sistema penal.Para la realización del mismo   me baso en una literatura sociológica que reflexiona sobre el papel  de  las  personas  pobres  y  marginadas  en  el  seno  de las  sociedades  capitalistas,  sobre  su  adecuación o inadecuación a los márgenes de la normalidad y sobre las consecuencias derivadas de su situación de desviación. También me baso en literatura que trata el castigo a la desviación en las sociedades  avanzadas.  A  partir  de esos  dos  ejes  avanzo  en  el  desarrollo  del  trabajo,  tratando de  describir la relación entre castigo y pobreza.A lo largo del presente trabajo se comprobará como el mismo sistema que genera la pobreza genera  a  su  vez  toda  una  cultura  que  se  reafirma  en la  existencia  de  la  misma;  que  culpabiliza  de  alguna manera a las personas que viven en la pobreza de su situación, atribuyéndoles una serie de características negativas de manera que  los pobres no son vistos como el resto de las personas. Así, el hecho de ser pobre se convierte en una etiqueta dominante para quien lo sufre, que condiciona su forma  de  estar  en  el  mundo  y  de  formar  parte de  él  (no  formando  parte).  Esto  hace  a  la  persona  objeto de discriminación, exclusión y marginación.  Tomo una perspectiva funcionalista de la estructura social, entendiendo a los sujetos pobres como  parte  de  un  todo  en el  cual  cada  pieza  tiene  su función.  La  descripción  de  dicha  función  la  realizo desde una perspectiva crítica, en base a la idea de utilidad e inutilidad al sistema capitalista.Quiero  destacar  la  dificultad  de  demostración empírica  de  este  tipo  de  procesos,  ya  que  no  existe  una verdad  absoluta  y contrastable.  Mi  propósito  es  sintetizar  una serie  de  teorías  que  muestran una versión de la realidad que se manifiesta en nuestra cotidianidad y nuestras sociedades y  así  de paso,  que  pueda  servir  de  planteamiento  de  cuáles  son  las formas  que  utilizamos  para  corregir  y cuál es nuestro papel como trabajadores/as sociales dentro de esas formas. La  complejidad  de los  procesos  que  trato  me  impide  afirmar  una  veracidad.  Sin embargo,  trato  en  el  presente  trabajo  de  indagar  sobre  el tema,  alrededor  del  cual  me  surgen  una  serie  de  preguntas, entre ellas las siguientes: ¿Qué supone ser pobre?, ¿Qué función social ejercen los pobres dentro del capitalismo?, ¿Qué representa el consumo?, ¿Existe un trato discriminatorio en contra de los  pobres?, ¿Como  corregimos  y  tratamos  las  situaciones  que  se  desvían  de 
la  normalidad?,  ¿En  qué  medida  están,  estas  situaciones ligadas  al  apartamiento  del  mundo  del  consumo?,  ¿Qué  discursos se  han  construido  en  torno  a  aquellos/as  que  no  pueden consumir?,  ¿Se  ha  tratado  de establecer  por  parte  de  los poderes  públicos  una  relación  entre  pobreza  y  crimen?,  ¿Por qué  se  considera a las personas pobres y a las desviadas sociales como peligrosas?, ¿Es esta una táctica por parte   de   los   grandes  poderes   de   mantenimiento   de   las  desigualdades?,   ¿Por   qué  hay   una   sobrerrepresentación  de  las  personas  pobres  en  las cárceles?  ¿El  aumento  de  los  niveles  de  encarcelamiento va de la mano de un aumento de la criminalidad?, ¿Tratan los cuerpos de la policía de forma diferente a las personas pobres?, ¿afecta el sistema penal de forma directa y negativa a las personas que viven en la pobreza? y ¿qué otras formas de control afectan directamente a la pobreza? Mediante  una  revisión  de  la  literatura  sociológica  en torno  a  estos  temas  intento  dar  respuesta  a  estas  y  otras muchas  preguntas  que  giran  en  torno  a  la  cuestión  principal de  este  trabajo:  la  penalización de la pobreza.Como  introducción a  este  trabajo  considero  de  vital  importancia  la  definición de  los  términos  que  utilizo  repetidamente  en  el  mismo: penalización,  marginación y  discriminación.  Aun  así,  quizá  me
falten  palabras  como  estas  que  son  acción  y  efecto  de  verbos que  se  refieren  a  procesos de carácter eminentemente negativo,
basados en el poder de unos sobre otros (en este caso los  que  tienen dinero,  sobre  los  que  no  lo  tienen).  Podría  también  hablar
de  estigmatización,  segregación, infantilización, vigilancia, criminalización, aversión... En resumen, la lista de procesos que se
alimentan unos de otros es larga, y no pretendo analizarlos todos. A modo de introducción, añado algunas definiciones extraídas del diccionario de la Real Academia Española.

Discriminación: " Acción y efecto de discriminar"•Discriminar:  "1. tr.  Seleccionar  excluyendo.  2. tr.  Dar  trato  desigual  a  una persona o colectividad por motivos raciales, religiosos, políticos, de sexo, etc." Marginación: "Acción y efecto de marginar."•Marginar: "3. tr. Dejar al
margen un asunto o cuestión, no entrar en su examen al tratar  de otros.  4. tr.  Preterir  a  alguien,  ponerlo  o  dejarlo  al  margen de  alguna  actividad. 5. tr.  Prescindir  o  hacer  caso  omiso  de alguien.  6. tr.  Poner  o  dejar  a una persona o grupo en condiciones sociales, políticas o legales de inferioridad."Estigmatización: Acción y efecto de 
estigmatizar.Estigmatizar: "3. tr. Afrentar, infamar."o Afrentar: "1.  tr.  Causar  afrenta  a  alguien,  ofenderlo,  humillarlo, denostarlo.  2.  tr.  desus.  Poner  en  aprieto,  peligro  o  lance
capaz  de  ocasionar vergüenza o deshonra." Criminalización: Acción y efecto de criminalizar.Criminalizar: "1. tr. Atribuir carácter criminal a alguien o algo" . Penalización: Acción y efecto de penalizar.Penalizar: "1. tr. Imponer una sanción o castigo. 2. tr. Der. Tipificar como delito o falta una determinada conducta."Entre estos el proceso de penalización sería la consecuencia de todos los demás, pues no se castiga aquello que no se considera despreciable, negativo. La penalización es pues el resultado de unos  procesos  culturales  que  llevan  a  castigar  algo  que  se considera  negativo,  inmoral,  o  inapropiado.    Dicho  "castigo" proviene  tanto  desde  propio  sistema  penal  (que  se  constituye como  una manifestación de lo que la mayoría social rechaza), como desde otros sistemas. La exclusión, el rechazo y la discriminación constituyen también una forma de "castigo social ".   Los contenidos centrales de este documento se expondrán de la siguiente manera: En el primer bloque, se exponen los elementos que han podido tener una influencia decisiva en  las  construcciones  en  torno  a  las personas  pobres,  haciendo  un  pequeño  paso  por  la  historia reciente  de  las  sociedades  avanzadas,   (desde  la  modernidad hasta  la  llegada  del  capitalismo globalizado).  Estos  elementos han  ido  configurando al  sujeto  pobre  como  sujeto  excluido  y diferente, en base a una serie de discursos que se reflejan en las formas de acción por parte de los poderes  públicos.  El  segundo bloque,  que  se  constituye  como  la  parte  central  de  este trabajo,   se centra en el castigo social y como éste afecta directamente a las personas que viven en la pobreza. Un  tercer bloque  de  contenidos,  más  breve,   se  dedica  a  la desprotección  que  sufren   las personas  que  viven  en  la pobreza,  exponiendo  algún  caso  concreto.
Descargar archivo 1 : doctrina44895.pdf
  COMENTAR